Meister Telemeter de Junghans: oda al tiempo y la velocidad

Meister

En el famoso circuito de Nürburgring se celebra cada año una de las carreras de coches más vistosas que existen: Gran Premio AvD Oldtimer 2019, en el que los más espectaculares coches históricos luchan por la victoria. Si perfección, precisión y un diseño retro son esenciales para la victoria, ¿cómo no iban a serlo también para el cronometraje? Por ello, fue el nuevo Meister Telemeter de Junghans el encargado de medir tiempos.

El pasado mes de agosto tuvo lugar la 49ª edición del Gran Premio AvD Oldtimer 2019 en el circuito más largo del mundo, el de Nürburgring, en Alemania, con su legendario bucle norte bautizado por el piloto Jackie Stewart como «el infierno verde». Esta competición es conocida por ser el evento más importante del mundo de coches clásicos, en el que no sólo las carreras tienen cabida: el público también puede disfrutar de espectáculos y exposiciones relacionadas con el automovilismo.

Gran Premio AvD Oldtimer

El nuevo Meister Telemeter de Junghans refleja la admiración por el automovilismo en cada uno de sus detalles. La pasión, perfección y precisión que hacen falta para subir en lo más alto del podio son precisamente las mismas cualidades de las que hace gala el Meister Telemeter de Junghans. Este modelo combina tradición, en su diseño, que está basado en el cronógrafo de pulsera que la marca lanzó en 1951, y funcionalidad, en su construcción, que permite mediciones de la máxima precisión. Las escalas taquimétrica y telemétrica también permiten consultar de un vistazo la velocidad y la distancia registradas.

Meister Telemeter Junghans

Teniendo el estilo y cumpliendo con creces la exigencia, esta claro que no podía ser otro que el nuevo Mesiter Telemeter de Junghans el cronometrador oficial de la prueba. En la pista, leyendas vivas de la historia del automovilismo libraron emocionantes duelos al volante de otro tipo de leyenda: los fascinantes coches de carreras antiguos, cuyo diseño conservan esa magia del que en su día ya fue excepcional y auténtico.

Los vencedores de la carrera en la categoría “Gentlemen Drivers” – coches construidos hasta 1965 – recibieron un obsequio muy especial: un Meister Telemeter de Junghans, el reloj que es una oda a la velocidad y al tiempo. El resto de los mortales tendréis que hacernos con él de una forma más clásica: viniendo, por ejemplo, a Frasquet Joiers.

El nou Meister Telemeter de Junghans

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *